fullcargarecargas

Tu web sobre recarga celular

Archivar para el mes “abril, 2014”

Operadores globales, una solución al roaming

Aunque su coste ha bajado, el roaming de datos sigue limitando el uso de los smartphones cuando se viaja al extranjero. Para acabar con esto, existen propuestas, como los beacons o las redes híbridas de wifi y telefonía, pero seguramente la que más futuro tiene es la de los operadores móviles globales.

¿Qué son los operadores móviles globales?
Operadores que ofrecen la misma tarifa a sus clientes en todos los sitios donde tienen presencia. Los operadores virtuales globales trabajan en varios países y ofrecen tarifas especiales para clientes que viajen con frecuencia a sitios donde también están presentes, gracias a los acuerdos que tienen con los operadores locales.
El cliente accede al nodo local de Internet móvil como si fuera un usuario de la zona que opera con el OMV. Basta con que tenga una tarjeta SIM de la operadora, para poderle reasignar un número local en cada país, para que su acceso a la red de datos sea considerado local y viaje por las redes normales digitales como si fuera un acceso tipo wifi.
Este sistema es perfecto para utilizar whatsapp y otro tipo de mensajería instantánea basada en Internet, así como para usar servicios de geolocalización.
Ejemplo de operador global es Truphone.

¿Qué ofrecen las multinacionales?
Los grandes operadores con infraestructura propia suelen tener ofertas para los clientes que suelen viajar al extranjero.
En la Unión Europea los precios no son muy elevados, pero en Estados Unidos no existe roaming y al viajar a otro país las tarifas se disparan. Por eso, AT&T y T-Mobile (las dos mayores compañías de telefonía móvil de Estados Unidos) tienen ofertas especiales para viajeros.

Anuncios

Tecnología móvil: del 1G al 5G

Hubiera sido imposible la popularización de los teléfonos móviles sin la estandarización, mejora y evolución de los protocolos para redes de comunicaciones y su soporte por las operadoras.

De 1 a 5G
La primera generación 1G fue responsabilidad de Ericcson con el sistema NMT, utilizando canales analógicos. En 1986, la compañía modernizó el sistema funcionando a frecuencias superiores de 900 MHz posibilitando servicio para un mayor número de usuarios. Además del NMT, en los 80 se desarrollaron otros sistemas de telefonía móvil AMPS y TACS, utilizado en España con el nombre comercial de MoviLine.
La segunda generación 2G llegó en la década de los 90 con sistemas como GSM, IS-136, iDEN e IS-95. GSM fue el estándar europeo de telefonía móvil digital y, además de en Europa, ha terminado imponiéndose también en Asia, América Latina, Oceanía y una parte de América del Norte.
La necesidad de mayores velocidades de transmisión de datos y mayores capacidades que permitieran nuevos servicios dio paso a la tercera generación 3G, no sin antes pasar por el 2.5G que proporcionó el GPRS.
La cuarta generación o 4G sucede a las tecnologías 2G y 3G y ofrece, entre otras mejoras, mayor seguridad y calidad de servicio (QoS), junto a velocidades de acceso muy superiores a las anteriores, 100 Mbit/s en movimiento y 1 Gbit/s en reposo. Está basada en el protocolo IP, que se alcanza gracias a la convergencia entre las redes de cables e inalámbricas. La norma LTE es la más extendida aunque no la única existente.
5G será la nueva revisión del sistema de conexión de red sin cables y se espera que esté disponible en 2020 en países como Corea del Sur y también en Europa. Como 4G, la mayor velocidad de transferencia será su mayor avance con velocidades de bajada de hasta 10 Gbps (1,25 GB/s).

En resumen…
De 1 a 4G1G: sólo servía para llamadas.
2G: MMS e internet básico.
3G: video llamadas y conexión a internet más atractiva y rápida.
De ahí en adelante (3.5G, 4G, la futura 5G), las tecnologías sirven para lo mismo; lo que hacen es mejorar la velocidad de navegación (a mayor tecnología, mayor velocidad).

Navegador de artículos